-

-
Tercera novela. (Fandom: Tokio Hotel/ HIATUS)

30 jun. 2010

Cap. 24 Plan de Bill & Marcela

Marcela
Bill y Tom se callaron y hubo un eterno silencio. Solamente se escuchó el movimiento del teléfono y después oí un suspiro:
-Necesito que… que le digas a Debany que vaya a tu casa para yo pasar por ella. Necesito platicar, de sus besos, de su comprensión, de ella…

Tom
Necesito de ella y mucho. Cuando dije eso Bill volteó a verme con una sonrisa y una expresión de asombro; y yo sé el por qué de ese gesto, porque al fin llego el día en que su hermano ama en verdad a una mujer.
-No te preocupes Tom, yo le digo lo más pronto posible.
-Muchas gracias Marcela, déjame te paso a Bill…
Me fui de la habitación, dejando a Bill hablando en paz con Marcela. Me acosté en la cama con mucho cuidado para poder hacer lo único que puedo en estos momentos: Descansar para recuperarme pronto de mis heridas.
Después de estar meditando un poco, escuche que abrían la puerta y vi a Bill entrar.
-¿Qué pasó? –Pregunté indiferente
-En verdad la quieres ¿cierto? -Musitó sentándose en la cama.
-¿Qué te hace pensar eso? –Pregunté sarcástico y revoleando mis ojos.
-Por muchas cosas –Respondió, creo que no captó que fue sarcasmo- ¡Oh, vamos Tom! Soy tu hermano… más que eso ¡tú gemelo! Se lo que piensas y todavía mejor, lo que sientes.
-Pues si Bill, la amo –Solté al fin- por fin se que es ese sentimiento que siempre presumías.
-Me da mucho gusto hermano. –Bill extendió sus brazos, yo medio sonreí. Me senté con dificultad y accedí a su cálido abrazo.

Debany
Cuando baje del taxi, camine con cuidado para no lastimarme más mis cortadas, toqué el timbre varias veces y espere a que Marce abriera la puerta
-¡Debany! –Soltó aliviada y automáticamente me abrazo.
-Marcela –Musité feliz. Parecía que no la había visto en años.
-Pasa –Soltándome- ¿Quieres algo de tomar?
-No gracias. –Respondí mientras que la puerta se cerraba detrás de mí.
Las dos comenzamos a platicar. Yo le conté todo lo que me había pasado ayer, se me hizo difícil, ya que con cada palabra que pronunciaba, se me formaba un nudo en la garganta y me entraba un sentimiento horrible. Quería llorar, quería desahogarme, pero no podía. No sé, sentía que ella no era la persona indicada para hacerlo.
-Debany, enserio, ¡No le creas nada a Miguel! Ósea…él siempre te ha dicho mentiras ¿Por qué crees que esta vez sería la excepción?
-No sé… -Contesté anonada viendo hacia la nada- es que hubieras escuchado la seguridad que tenía en su voz ¡Ay Marce, ya no sé que pensar! –Admití poniendo mis manos sobre la cabeza y bajándolas lentamente hacia mi cuello.
Marcela musitó algo pero no la entendí bien ya que en ese momento sonó el timbre, yo voltee a verla confundida.
-¿Esperas a alguien? –Se quedó callada, no sabía que contestarme.
-Iré a ver quién es –Dijo al fin con una sonrisa nerviosa. Se levantó y abrió la puerta, era Bill.
Marcela, al verlo saltó de felicidad hacia él y lo llenó de besos, yo no pude evitar sonreír, la verdad hacían una linda pareja. Cuando se separaron, voltearon a verme y los dos al mismo tiempo sonrieron ¿Qué se traen esos dos? Me levanté del sillón y camine hacia ellos, no quería hacer un mal tercio.
-Bueno chicos, los dejos solos para que hagan sus ‘cositas’ a gusto –Dije levantando mis cejas.
-Nop, tú no vas a ningún lado –Contestó Marcela.
-Así es señorita –Con tono divertido- ya que he venido aquí ¡para secuestrarlas! Muahaha –Al escuchar su risa ‘malévola’, Marcela y yo soltamos una carcajada.
-¡Hay Bill! Que chistosito –Dije tratando de no reírme.
-Haha lo sé, lo sé. Bueno chicas, hablando enserio ¿Listas para salir?
-¿Salir? –Preguntó Marcela extrañada- ¿A dónde?
-Ya verán, ya verán
De la nada, Bill se llevó cargando a Marcela y ella estaba que se moría de la risa.
Ya en el auto, ellos se fueron adelante y yo atrás. En todo el camino nos la pasamos platicando y riendo de todo lo que se le ocurría a Marcela ¡Es tan ocurrente!
Bill se estacionó enfrente de una casa enorme y muy bonita, lo cual nos sacó de onda a nosotras.
-¿Y esta casa? –Preguntó Marcela.
-Aquí es donde vivimos Tom y yo –Contestó orgullosamente.
-Es hermosa –Dije.
-Que bueno que les gustó –Respondió alegre- Vamos adentro, es que se me olvidaron unas cosas.
Al entrar, mis ojos se iluminaron ¡La casa era más hermosa por dentro!- Acompáñenme a la cocina –Las dos asentimos. Cuando llegamos Bill comenzó a guardar cosas como para un día de campo. Empezó a buscar algo por todos lados, pero por su cara, no lo encontró-¡Ah! –Tronando los dedos- ya sé donde está… Debany, ¿Serías tan amable de ir arriba por un encendedor?
-Ah…pues…
-Por fa, hazme ese favor –Rogó yo me encogí de hombros.
-Okey –Accedí al fin- aamm… ¿Arriba? –Pregunté dudosa.
-Si, mira es por el pasillo en la 3° puerta.
-Okey –Respondí asintiendo con la cabeza mientras trataba de memorizar la indicación- ya vuelvo.
Fui a donde me indicó Bill. Abrí la puerta despacio, soy una completa desconocida en esta casa… me siento como una ladrona jaja. En un mueble logré ver el encendedor, entre al cuarto y había un competo desorden: ropa, revistas, lápices, plumillas de guitarras, gorras… ya entiendo todo Sonreí para mis adentros, se perfectamente a quien le pertenece esta habitación. Esto se lo voy agradecer a Marce y a Bill. Camine con cuidado para no hacer ningún ruido, lentamente fui quitando las sábanas y me acerque a su oído…
-Tom… despierta.

Continuara***
ESTOII FEELIZ! PASE A LA PREPA QUE QUERIIA :')

26 jun. 2010

Cap. 23 Conversaciones telefonicas

Debany
Volteo a verme con enojo. Ya valí, si es Ernesto; solamente cerré mis ojos muy fuerte esperando lo peor cuando escuche:
-‘Es Marcela’ –Sentí un enorme alivio en ese momento. Cuando me acerque a agarrar el teléfono, Miguel me miró con odio y susurro: -No te tardes- y me pegó con el teléfono en el pecho. Espere a que Miguel entrará a su habitación, escuche que su puerta se cerraba y al fin conteste.
Conversación telefónica
-¿Bueno?
-Debany… ¿viste la entrevista de los chicos? –Dijo casi histérica.
-Si, la vi desde donde a Bill le preguntan sobre ti.
-¿Y viste lo de Tom? –Solté un suspiro.
-Si, Marcela, no sé qué hacer ¿Y si algún conocido de Miguel la vio? –Pregunté realmente preocupada.
-Pero Tom lo negó todo…
-¡Pero de qué sirve que lo haya negado si…! –Ups, levanté mucho la voz; me encogí de hombros y volteé hacia las escaleras, no había rastro de Miguel- Si con el video hay prueba suficiente Marcela –Termine ya en susurro.
-No, no la hay –Y sigue terca- No sé, a Tom se le debe de ocurrir algo: que editaron el video o algo por el estilo.
-¡Claro que no le creerán eso! ¡aaahhh! ¿Por qué me pasa esto a mí? ¿Por qué, por qué, por qué? ¡Se me junta todo! Ya descubrí la relación que tenía Miguel con mi padre y con todo eso descubrí porque empezó todo mi sufrimiento –Se volvía a formar un nudo en mi garganta. Marcela se quedó callada al otro lado del teléfono, solo escuchaba su respiración.
-Ay Debany, te dije que no le creyeras nada a Miguel, pero bueno, ahora ¿qué te dijo?
-Pues en verdad, ya no sé si creerle o no… pero lo que me dijo fue…
-¡Debany! –Gritó Miguel- ¡Cuelga ya ese teléfono!
-Pff… Marce, iré al rato a tu casa y así te platico todo. –Susurré.
-Okey Debany, aquí te espero, bye

Colgué el teléfono y me puse a recoger los pedazos del plato y los tire. Iba a mi habitación, pero me di cuenta que estaba sangrando de mi pie derecho. Me metí a bañar, salí y me puse una blusa negra sencilla de mangas cortas, un pantalón entubado azul marino, en mi pie me puse una venda para no lastimarme más la herida y de zapatos me puse unos convers. Me hice medio chongo y me delinee los ojos. Baje las escaleras y ahí estaba Miguel, pase como si nada hacia la puerta y cuando la iba abrir me detuvo.
-¿Y tú a dónde vas?
-Caminare un rato
-No –Cerrando la puerta- ¡Tú no vas a ningún lado! –Suspire y volví a abrir la puerta. Necesitaba salirme de esa casa, necesitaba desahogarme con alguien a quien le importe- Si cruzas esa puerta no sabes cómo te va a ir Debany –Voltee a verlo y le di una mira de ‘no me interesa’. Salí de mi casa y en la esquina tome un taxi para ir con Marcela.

Marcela
Colgué y me quede sentada en mi cama. Las fans ¿qué pensarán de mi relación con Bill? ¿Cómo estarán al saber que cancelaron el concierto? ¿Y cómo le hará Debany con el video? Agh, demasiadas preguntas y sin respuesta… me dolió la cabeza.
Ring… Ring…
Voltee hacia el teléfono, realmente no tenía ganas de hablar con alguien… pero bueno.
Conversación telefónica.
-¿Sí?
-¿Marcela? Amor, ¿Cómo estás?
–Sonreí de medio lado, era bueno escuchar la voz de Bill en estos momentos.
-Pues más o menos ¿y tú?
-También, no sé como las fans se tomarán lo del concierto y…
-Escuchaba un sonido feo en la línea… parecía que se estaban peleando por el teléfono, oía susurros y gruñidos ¿qué pasa?
-¡Marcela!... ¿Se llama así verdad? –Ja, era Tom
-Si –Bill parecía molesto.
-Ah… ¡Marcela! –Volvió a gritar. Yo no pude evitar reírme. -Necesito que me hagas un favor….
-Quítate Tom, déjame hablar con ella…
-Espérame Bill, te prometo que jamás te volveré a interrumpir –Tom sonaba agitado.
-Mejor no prometas cosas que no vas a cumplir.
-Marcela –Ignoro completamente a Bill- necesito que me hagas un favor con Debany –Ya entiendo todo…-
-¡Ya lárgate de aquí Tom!
-No Bill ¡Espera! –Automáticamente me levante de la cama- Tom ¿Cuál es ese favor?


Continuara***

espero & disfruten el capitulo ;)!

19 jun. 2010

Cap. 22 Ya no me quedaré callada

Debany
Me encontraba viendo la televisión y desayunando –Agarrándome mi frente- ¡Como me duele mi cabeza! No pude dormir en toda la mugre noche. Estaba: enojada, confundida y triste, ya no sé si creerle o no… ¿Porqué no hay nada bueno en la tele? ¡Ya le di la vuelta a los canales como 1000 veces! Cuando le cambié a Mtv logré ver a Gustav ¡La entrevista de los chicos!

-…’La suerte de los chicos va cambiando, ó eso por lo menos para el vocalista ‘Bill Kaulitz’. Nuestras cámaras lo captaron con una empleada del hotel en el que estaban hospedados, Bill nos habla de eso:
Bill: Si, esa chica con la que me vieron, es mi novia. No tengo por qué negarlo la amo y ¡Mucho!’


Ojala y Marce lo esté viendo. Bill, que dulce es, con razón Marcela lo adora. Termine de desayunar, me levante, recogí mi plato y me dirigí hacia el fregadero para lavarlo cuando…

-…’Gemelos ¡Y mismos gustos! Ya que el mayor de los Kaulitz, al parecer también tiene un romance con una de las empleadas del hotel’

Era… ¡Yo! Me grabaron cuando entre a su habitación. Mis manos y mis piernas comenzaron a temblar y accidentalmente deje caer el plato, se quebró totalmente cuando toco el piso e hizo un ruido espantoso. Aún así, eso no logró que saliera de mi trance, solo hizo que miles de ideas se me vinieran a la cabeza: tal vez Miguel no lo vio porque sigue dormido pero… ¿y si lo vio Ernesto? ¿Y si lo vio un conocido de Miguel? ¡¿Y si lo vio TODO EL MUNDO?!
-¡Debany! ¿Qué se quebró? –Logre reaccionar y escuche a Miguel bajando las escaleras. Corrí hacia la televisión, pisando los trozos del plato ya que estaba descalza, y la apague. Miguel se quedó en el primer escalón observando el plato hecho añicos, los siguió con la mirada hasta que me observó.
Caminó con cuidado de no pisar ningún trozo, como me hubiese gustada que se encajara uno enorme en su pie.
-Debany ¡¿Ahora qué demonios hiciste?!
-Se me resbaló el plato de las manos… -Respondí débilmente.
-Ah… ¿Aparte de idiota, torpe? –Yo solamente me quede callada mirando hacia el piso. Insultos, insultos ¡Puros insultos! No, yo ya no me quedaré callada- ¡Respóndeme Debany! ¿Acaso también eres torpe? –Alzó una ceja.
-¿Acaso hay persona más torpe e idiota que tú? –Le respondí desafiante- Pensé que tú eras el único.
-¿Qué dijiste? –Soltó anonado.
-Lo que escuchaste.
-¡Te voy a enseñar a nunca más insultarme!
Lo mire desafiante. Cuando justamente levantó su mano, sonó el teléfono. Caminé hacia él y cuando apenas lo levanté para contestar, Miguel me empujó y él contestó. Solamente espero que no sea Ernesto, porque si es así estoy muerta y Tom… también lo estará.

Continuara***
Me tarde mas de lo esperado D: espero & disfruten este capitulo byebye n_n

12 jun. 2010

tokio hotel anime paint-ROBOTOM

Aqui les dejo uno de mis videos favoritos ;)! Espero que a ustedes también les guste :D. Ire subiendo cada día un video como estos. Felicito a esta chica porque tiene mucha pero MUCHA imaginacion n.n

Cap.21 Información

Bill
Me desperté y me senté en la cama; Voltee a ver a mi despertador, se me hizo muy raro levantarme tan temprano en días de descansos. Me dirigí hacia el comedor y me serví un plato de cereal; encendí la televisión que estaba enfrente del comedor, me senté en la mesa y empecé a comerme el cereal. Realmente no había nada bueno en la televisión, así que solo me concentre en comerme mi delicioso cereal…

-…’Los chicos de Tokio Hotel nos explican lo que paso esa noche en el antro ‘Moon Ligth’ –Vaya, era nuestra entrevista. Deje de comer el cereal para dedicarme a verla.
-…’Yo ya me iba de ahí cuando pase a lado de ese carro y pude ver a una chava que… estaba siendo agredida y me baje a defenderla’ –Habló el guitarrista del grupo.
Georg: Después nosotros salimos para separarlos.
Gustav: Luego ese chico salió huyendo del lugar, pero ¿acaso ustedes no hubieran defendido a una mujer en problemas?
El guitarrista ‘Tom Kaulitz’ resultó con las costillas fracturadas y con golpes leves en la cara.
Tom: Si, quede con uno que otros golpes, el doctor me ordenó que descansara por lo menos de dos a tres semanas.
Bill: Por lo tanto, cancelaremos el concierto, hasta que Tom se recuperé por completo, reabriremos una nueva fecha, espero que nos entiendan todas las fans y que nos disculpen, les devolveremos el dinero de las entradas.
Pero creo que la suerte de los chicos va cambiando, ó eso por lo menos para el vocalista ‘Bill Kaulitz’. Nuestras cámaras lo captaron con una empleada del hotel en el que estaban hospedados, Bill nos habla de eso…
Bill: Si, ella es mi novia, no tengo por qué negarlo, la amo y mucho.

Di una gran sonrisa, recuerdo que los calle a todos porque pensaban que lo iba a negar. Termine mi cereal y cuando me pare de la mesa escuche algo que me dejo sorprendido.

-…’Gemelos y ¡Mismos gustos! Ya que el mayor de los Kaulitz, al parecer, también tiene un romance con otra de las empleadas del hotel…
Estaba viendo el video, era la misma chava que defendió Tom aquella noche. En el video, la chica, creo que se llama Debany, entró a la habitación con un carrito de comida y pasaron muchos minutos y cuando salió, salió sonriendo… ya entiendo porque le preguntaron eso a Tom y porqué se puso nervioso.
-…’Aunque el guitarrista lo negó completamente…
Tom: ¿Yo? ¿Novia? ¡Por supuesto que no!... aamm… todavía no encuentro la elegida y… este…para que pase eso…aamm… ¡falta mucho!
Pero bueno, ya veremos si es verdad o no el romance de este chico y si el romance del vocalista es amor verdadero… ¿Ustedes que creen queridas fans?


Apagué el televisor y me fui hacia la habitación de Tom, que claro ¡Me lo encontré dormido!
-¡Tom despierta! –Y no reacciono, así que le empecé a dar golpecitos leves en la cara- ¡Tom! ¡DESPIERTA! ¡Ahh! Tú tienes el sueño muy profundo- Me acerque su oído y con delicadeza le hable-: ¡TOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOM!
-¡AHH! –Y el se despertó completamente tranquilo- ¡Te lo juro mamá! ¡FUE BILL! –Exaltado. Volteó a verme y trató de tranquilizarse- Eemm… Bill, eemm… ¿Qué paso? ¿Por qué me despiertas?
-Ya sé porque te preguntaron lo del romance.
-¿Ah sí? –Limpiándose la baba- ¿Y porqué fue? –Sentándose en la cama.
-Porque que vieron entrar a ¿Debany?
-Si, así se llama…
-Bueno, a Debany la vieron entrar a tu habitación y ahí se esperaron un buen rato, se tardó una hora en salir… Tom ¿ella es tu novia?
Tom
-Si, lo es.
¿Qué? Ahora sí que se pasaron esos desgraciados. No sé si Debany vio la entrevista o la vio su… ¡Su padrastro! Y si la vio… no se qué le dirá o hará

9 jun. 2010

Cap.20 El culpable de mi sufrimiento

Debany

-Muy bien Debany, pues empiezo:
Yo conocí a tu padre en el hotel cuando él estaba de turno de tarde, en ese tiempo Ester y él llevaban un año de novios… se veían tan lindos juntos, ¡Cualquiera podía decir que ellos eran la pareja perfecta! Tu padre estaba muy enamorado de ella y ¡Con más razón porque Ester le iba a dar una hija! –Se quedó callado un momento y susurró-: una hermosa niña…
Después de un tiempo, tú padre y yo empezamos a salir a uno que otro bar los fines de semana y después de varios meses nos hicimos mejores amigos. Luego, David me dio la gran noticia ¡Al fin se iba a casar con tu madre!... Lástima que no pude ir a su boda porque ese día tenía que ir a trabajar y no podía faltar. Cuando tus padres regresaron de su luna de miel, por así decirlo, le di a tu padre mis sinceras felicitaciones; esa misma noche lo invite a festejar a mi modo a un club y pues… estábamos un poco pasado de copas. Lo único que recuerdo de esa noche fue –con tono divertido- que había chicas hermosas con nosotros y después ellas nos invitaron a un motel y nosotros con mucho gusto aceptamos. Pero Debany –Continuó irónico- estábamos muy ebrios y no sabíamos lo que hacíamos. Al día siguiente, cuando despertamos, sonó el celular de David, era Ester, ella ya iba a dar a luz… así que David se fue corriendo del motel dejándome a mí con las chicas.
Varias horas después naciste tú ¡Tus padres estaban tan felices! David me hizo jura que no dijera nada de lo que pasó en el motel y así fue, yo me quede callado. Pasaron 7 años, David y yo ya no salíamos mucho, solamente nos veíamos en el trabajo. Pero aún así, me contó algo que él se le hacía muy sospechoso: tu madre siempre llegaba tarde y borracha, él pensaba que tenía un amante así que yo le dije: Si es así, muéstrale quien manda. ¿Cómo es posible que una mujer se burle de un hombre? Luego David me dijo: Si ella piensa que es la única ésta muy equivocada.
Ese mismo día más tarde fuimos a un club, David empezó a platicar con varias mujeres y de rato se fue con una a la casa de una muchacha. Al día siguiente él me platicó que tuvo una fuerte discusión con Ester porque él había llegado tarde a la casa y esa discusión… llegó a los golpes; tú padre estaba muy preocupado, no sabía si había hecho bien, y yo, como buen amigo le dije: ¡Pero por supuesto que hiciste bien, esa estúpida no debe tomarte un pelo de tonto! Es por eso que él era muy estricto contigo, él no quería que fueras como ella. Después, tu padre empezó a tener ‘aventuras’ con muchas mujeres así que disidió no estar más con tu madre y rápidamente le pidió el divorcio… pero ella no quiso, entonces, se tuvo que enfrentar a las consecuencias y te llevo a ti de encuentro. Luego tú padre se dio cuenta de algo… estaba muriendo, y me pidió a mí que te cuidara porque aunque eras igual que tu madre, él, como lo dije antes, te quería.

¡¿Qué?! No podía creer todo lo que me había dicho. Llegue a una conclusión: Por su culpa… ¡Mi vida es una mierda! Si no hubiera sido por él y por sus malditos ‘consejos’ mis padres y yo ¡hubiéramos vivido diferente!
-¿Vez? –Habló tocando mi pierna- Todo lo que te ha pasado a sido por culpa de tu madre -¿Cómo puede ser tan sínico y culpar a mi madre? Es un esquizofrénico, un enfermo, un… un ¡maldito! Apreté mis dientes con mucha fuerza mientras que mis ojos se llenaban de lágrimas… ahora no lloro de miedo, sino de coraje.
-No…
-¿Disculpa?
-¡No! –Le grité levantándome del sillón- Mi mamá no tuvo la culpa de nuestro sufrimiento –Gritando y llorando-: ¡TÚ! ¡TÚ TIENES TODA LA CULPA!
-¡¿Yo?! –Preguntó anonado levantándose del sillón- ¡Yo solamente ayude a tu padre…!
-¡¿Ayudarlo?! –Sollocé atónita- ¡Lo único que hiciste fue empeorar las putas cosas! Miguel… tú eres ¡un enfermo, un maldito enfermo!
-Tu padre tenía razón ¡Eres una malagradecida al igual que tu madre!
-¡SI! ¡Soy una maldita malagradecida ¿y?! Prefiero ser eso a una maldita loca ¡como tú y mi padre!
-¡Cállate! –Levantó su mano, iba a golpearme.
-¡SI, PÉGAME! –Grite fuera de sí- Ya me da igual tus maltratos ¡Tus putos golpes ya no me duelen, no me lastiman! ¡Así que golpéame todo lo que quieras, NO ME IMPORTA!
Lo único que él hizo fue cerrar su mano en forma de puño y bajándolo poco a poco, temblaba, lo hacía de coraje. Tenía una cara de impotencia de no poder hacerme nada, nada que ya no me pueda lastimar. Camine por un lado de él y me fui a las escaleras
-Que bueno que ya pronto cumpliré 18 para reclamar mi herencia e irme de esta casa –Iba a la mitad de las escaleras cuando Miguel habló.
-Eso ya lo veremos Debany –Su voz, estaba enojado, más de lo que ha estado estos años- Ya lo veremos.
Ignore esas palabras y me dirigí a mi habitación y di un portazo. Me quite mi collar, abrí él cajón y saque mi diario; lo cerré y volví a ponerme mi collar. Cuando tenía mi diario en las manos, rompí a llorar como niña chiquita, caí de rodillas y abracé mi libreta muy fuerte.
-Te extraño mami, te extraño –Este diario es el único recuerdo que tengo de ella, necesitaba platicar, estar con alguien que me quiera… En este momento… necesito estar con Tom, necesitaba estar con él, necesitaba que me abrazara, necesitaba de sus besos.
Me levante y me dirigí hacia mi cama y me acosté. Seguía abrazando muy fuerte mi diario y le di un beso–buenas noches mamá.
CONTINUARA***
Espero que le hayan entendido a la imagen xD! Cap triste :(! Espero que les guste n_n

5 jun. 2010

Aviso.

Queridos seguidores, les aviso que la dirección de mi Blog ha cambiado de: http://arly-tkt-895.blogspot.com/ A http://tokiohotelhistorys.blogspot.com/ , para que no piensen que he cerrado mi blog o algo por el estilo.

Atte.
aRly.huma0id

Cap.19 Rueda de prensa

Tom
-Me estaba bañando y arreglando –Contestó Bill nervioso al ver como estaba David.
-Bueno, por lo menos ya estás aquí –Dijo Tranquilo ¿Acaso David es bipolar?- ¿listos?
-Pero –Musitó Gustav- Tom está muy lastimado ¿así va a bajar? –Yo los miré a todos con indiferencia, realmente eso me da igual.
-Necesita explicarle a la prensa lo de anoche –Volteó a verme y recalcó- y también creo que será un buen castigo.
¡¿Qué?! ¿Castigo? David se volvió completamente loco pero bueno, ese ‘castigo’ no me importa; después de lo que pasó hace rato, nada me va hacer sentir mal. Lo único que me preocupa ahorita y desde una vez digo ¡No es la rueda de prensa! Si no, ver cómo le voy a hacer para estar con Debany.
Cuando salí de mis pensamientos vi a mi guardaespaldas acercarse a mí, me iba a ayudar a levantarme.
-Espero que les vaya bien –Dijo sinceramente David.
Salimos de la habitación y caminos hacia el elevador acompañados de nuestra escolta, claro. Estaba apoyado de mí guardaespaldas ya que del mismo dolor no me podía mantener de pie; Ja, pero cuando estaba con Debany, se me olvido completamente que estaba lastimado, creo que al fin confirme que lo del dolor es mental. O no, tal vez Debany es tan especial que, aunque el dolor no fuera mental, hizo que me curara en ese momento… ¿Pero qué mierda? ¡Estoy diciendo cosas cursis! ¿Así actúas cuando estas enamorad?... Pues, no se siente tan mal. No pude evitar una pequeña sonrisa.
-¿Qué tienes loco? –Preguntó Georg viéndome extrañado- ¿De qué te ríes?
-¿Eh? -¿De qué habla? ¡Ahh! Pero que distraído soy- De nada… es que… me acorde de algo.
-Ok… ¡Loco! –Dijo viéndome asustado.
-¡Tú mamá! –Le contesté echando una carcajada.
-¡La tuya!
-¡Heey! –Ahora se metió Bill y volteó a ver molesto a Georg- Con mi mami no te metas.
-¡Oblígame! –Le reto.
-Tu lo pediste –Dijo mi hermano- ¡Ayúdame Tom!
-Como puedo moverme –Le recordé haciendo cara de sufrido. Todos se comenzaron a burlar de mi ¡Malditos!
Bill y Georg se empezaron a dar de cachetada y todos soltamos la carcajada, aunque cuando me reía me lastimaba pero ¡Dios, con estos dos, valía la pena!
Cuando bajamos del elevador, me apoye de mi guardaespaldas y de Georg para poder caminar. La rueda de prensa iba a hacer en uno de los salones principales del hotel. Antes de entrar, pude ver que la sonrisa de Bill se borró completamente, se puso tenso, yo solamente me le quedo bien ¿Qué hizo Bill mientras yo estaba dormido?
-¿Listos? –Preguntó Gustav sacándome completamente de mis pensamientos.
-Si –Respondimos Bill y yo.
Entramos a la sala y automáticamente los periodistas se levantaron y empezaron a tomar fotos y a gritar preguntas. Me senté con cuidado, cuando nos terminamos de sentar por orden, comenzaron las respuestas a las preguntas; volví a ver a Bill, él solamente suspiro y se encogió de hombros, seguía teniendo su cara de preocupación



Mientras esperaba a Bill para irnos a nuestra casa me recosté en la cama, estaba algo nervioso por lo que paso en la entrevista, no sabía cómo iban a reaccionar nuestros fans y eso en verdad me preocupaba
-¿Ya estás listo? –Preguntó mi hermano abierto la puerta.
-Si –Contesté tratando de levantarme- ¿Las maletas ya están en la camioneta, verdad? –Él asintió

Casa de los twins
Las maletas las dejamos en la sala. Bill y yo subimos a nuestras habitaciones.
Abrí la puerta y sonreí de oreja a oreja ¡Mi habitación! Como la extrañaba… fui caminando hacia la cama apoyándome de la pared, cuando me acosté me dedique a observar cada rincón de mi cuarto: Mis guitarras, plumillas, posters, ¡Mis gorras! Todo estaba como lo había dejado… aunque un poco más limpia. Mi cama, como extrañaba mi cama, tan cómoda; aunque adoro estar de giras y tocar música, queramos o no, se echa de menos el hogar.
-¡Guau! Hace mucho que no veía tu habitación tan limpia –Dijo Bill asombrado.
-Si lo sé –Quitándome la gorra- Como extrañaba la casa.
-Si, yo también…espero que las fans no se enojen por a ver cancelado el concierto –Soltó Bill de repente.
-Si, eso a mí también me preocupa. –Bill agarra y arrastra una silla y la pone a un lado de mi cama y se sienta- Bill dime ¿Qué estabas haciendo mientras yo estaba dormido?
-Estaba con Marcela aclarando un problema que tuvimos anoche
-¡AL FIN! –Grité exaltando a mí hermano- ¡La verdad os hará libres! –Volví a gritar sintiendo tranquilidad.
-¿¡Qué te pasa Tom?! –Preguntó Bill viéndome molesto.
-Nada –Dije tranquilo y con una sonrisa. Solamente quería saber la verdad.
-Okey –Contestó viéndome asustado, igual que Georg ¿Por qué me tienen miedo? Yo digo que es envidia porque saben que soy cool- Creo que necesitas descansar –Y dicho esto se levantó y corrió hacia la puerta, luego me contará los detalles.
Solo, en mi habitación comencé a pensar como le iba hacer para salir con Debany mañana, estoy seguro que me tendrán bien checadíto… espero encontrar una solución pronto.

Debany
Llegamos a la casa y yo me senté en uno de los sillones, Miguel fue por una silla del comedor y la puso enfrente de mí, se sentó y puso sus manos sobre sus rodillas.
-¿Y bien? –Levantando sus hombros- ¿Qué quieres que te diga?
-Exactamente como, donde y cuando conociste a mi padre
Continuara***
Acabo de llegar del examen de la prepa :]! Espero que les guste este capitulo, solamente falta uno más... aaww el que sigue esta rebueno :P! haha gracias por leer (L)

3 jun. 2010

Cap.18 Han pasado cosas malas y raras

Debany
-Donde están hospedados uno de los Kaulitz, los chicos más ‘deseados’ de toda Alemania –Dijo molesto.
-Pues… si. Pero no te preocupes –Dije rápidamente- ellos no me gustan, más bien… me caen mal –Termine de decir haciendo una cara de asco. Antes eso pudo haber sido verdad, pero ya no. Todavía no entendía la relación que tuvo Miguel con mi padre, seguía pensando en eso. Jamás pero JAMÁS en la vida pensé que iba a decir esto pero…-Necesito hablar contigo.
-Sobre tu padre ¿Verdad? –Me contestó seriamente. Creo que ya se lo esperaba.
-Si –Respondí- Miguel, necesito una explicación. Una muy, muy clara explicación –Dije desesperada.
-Está bien Debany, hablaremos de esto cuando lleguemos a la casa. Ahora, discúlpame, pero voy a trabajar.
Miguel entró a la recepción y yo me quede ahí todavía. Me gire y lo vi saludando a Ernesto, él volteó a verme y Miguel, al ver el gesto de Ernesto, también hizo lo mismo. Los dos me miraban y comencé a sentirme incómoda así que me fui de ahí para ir en busca de Marcela.

Marcela
-Du wirst für mich immer heilig sein Ich sterb für unsere Unsterblichkeit Meine Hand von Anfang an über Dir - Ich glaub an Dich Du wirst für mich - immer heilig sein
No lo puedo creer, ¡esto es como un sueño! Un dulce sueño del que no quiero despertar. Estoy sentada con Bill Kaulitz cantándome ‘Heilig’ y luego con su voz tan hermosa, esto es más de lo que imagine. Todo podía estar tan perfecto a no ser por los periodistas que están en el hotel, nos descubrieron a mí y a Bill juntos y en verdad… eso me preocupa mucho…
-Tranquila, aquí no nos podrán encontrar –Dijo. Me sacó de mis pensamientos ¿Cómo supo que pensaba eso? Creo que lo pudo ver en mi mirada. Solamente suspire y le dije-:
-Si pero ¿Qué pasará con lo de hace rato? ¿Qué les dirás? –Pregunté preocupada.
-Pues, simplemente la verdad, les diré ‘Ella es mi novia; al fin estoy con alguien que me hace muy feliz’ y se acabo el problema –Yo lo vi sorprendida. Si, Bill se me declaró, ¿Es capaz de decir que el grandioso Bill Kaulitz anda saliendo con una simple empleada de un hotel?
-¿En verdad dirías eso? –Pregunté anonada.
-Si –Dijo como si nada- ¿Qué tiene de malo? –Me vio extrañado.
-Es que pues, yo soy una empleada de un hotel y pues no se…
-Marce –Acarició mi rostro- No te preocupes por lo que piensen los demás, mientras los dos nos queramos no pasa nada ¿Okey? –Dijo con tanta seguridad que al fin pude sonreír.
-Oye Marcela –Dijo de la nada… su voz cambio a ¿preocupado? Hasta se puso tenso.
-¿Sí?
-¿Qué hora es? –Preguntó desesperado. Yo chequé mi reloj de muñeca y lo vi confundida.
-Las 16: 45.
-Marcela, perdóname –Dijo levantándose- Pero me tengo que ir, a las 17:30 tenemos una rueda de prensa –Ayudándome a levantarme.
-Esta bien Bill, no te preocupes –Yo pensé que era algo más grave. Nos dirigimos a la gran puerta de metal y antes de salir Bill me dio un largo y perfecto beso. ¡Como me volvía loca su pirsin! Bill se fue a su habitación y yo me fui a la recepción, pero antes de llegar ahí vi a Debany en el 2° piso, fui corriendo hacia ella.

Debany
Vi que Marce se acercaba a mi ‘casi’ corriendo. Cuando llego conmigo empezó a brincar de felicidad, parecía niña chiquita.
-¡Deb! ¡Deb! ¡Deb! –Dijo una y otra vez sin dejar de saltar.
-¿Qué? ¿Qué? ¿Qué? –Contesté igual que ella.
-¡Ando con Bill! –Ah, con que a eso de debía… ¡¿QUÉ!?
-¡¿En-enserio!? –Dije choqueada- ¿Cómo, cuando, donde? –Solté torpemente.
-Hoy, es que…es una larga historia –Dijo dando una sonrisa.
-Bueno, lo importante es que ¡Andas con él! –Grite como desquiciada abrazándola- Marce… tengo que contarte algo… más o menos parecido –Y antes de que Marce exclamara algo- pero en el comedor, ven sígueme –Agarre su mano y bajamos.
Comedor
Llegamos y nos sentamos en una mesa hasta el fondo. Yo ya sabía exactamente lo que iba a decirme ‘¿vez? Te lo dije, yo sabía que ibas a enamorarte de él’ ¡Hasta parece que ya la estoy escuchando!
Le conté todo lo que pasó en la habitación, bueno… no todo, pero sí que me enamore de Tom. Marcela se quedo en shock, tenía la boca abierta, estaba segura que si no la cerraba iba a entrar una mosca en ella.
-¡Vez! que te dije –Dijo casi agritos haciendo que me exaltara- Sabía que te ibas a venir enamorando de él –Y yo sabía exactamente lo que ibas a decir- y bueno, ahora ¿Cómo le vas a hacer para verte con él? –Buena pregunta, ni siquiera yo había pensado en eso y luego teniendo de padrastro a Miguel ¿Cómo se me pudo pasar ese detalle?
-Pues, no lo sé. Se van a ir a casa de su madre, aunque él me dijo que vendría al hotel, pero no creo ya que él… está muy lastimado –Y por mi culpa. No pude evitar sentirme culpable y automáticamente agache mi cabeza- Y todavía… en este día no solamente pasaron cosas buenas, también cosas malas y raras.
-¿Malas y raras? –Preguntó extrañada.
-Es que, me enteré de algo que no creo que traiga nada bueno…
-¡Ya dime por el amor de dios! –Gritó perdiendo los estribos.
-Okey, Miguel… Miguel era amigo de mi padre –Dije con un nudo en el pecho, solamente de imaginármelo…. me produce escalofríos.
-¡¿Qué?!
-Me lo dijo esta mañana, y ando muy sacada de onda –Dije confundida, esto era lo único que me faltaba.
-¿Y tú crees que sea verdad? –Preguntó bajando la voz.
-No lo sé, Miguel es una persona llena de sorpresas…
-Pues eso sí, pero Debany, así como es una persona llena de sorpresas, es una persona mentirosa –Me recordó- no creo que lo haya conocido, algo debe de estar planeando, algo muy malo. Cuídate mucho, sea lo que sea no le creas ¿Ok? –Yo asentí.
-Como quiera, esto me lo tendrá que explicar hoy por la noche –Voltee a ver el reloj que estaba en el comedor ’17:41’ los chicos ya estaban en la rueda de prensa- Me pregunto cómo les debe de estar yendo a los chicos, marce –Dije preocupada.
-Lo sé, yo estoy preocupada por Bill –Me miró a los ojos- Los periodistas nos descubrieron a él y a mi juntos –Dijo nerviosa.
-Tranquila mujer, sea lo que sea, Bill lo aclarará y ¿Qué tiene de malo que todo el mundo sepa que tú andas con él? –Pregunté anonada.
-Amm… pues ¿nada? –Dijo dudosa.
-No lo digas dudando ¡Dilo segura! –Le regañe. Marcela rió.
-Ok, no pasa nada. Solamente se lo comerá la prensa y a mí, los fans –Dijo irónica.
-No se deben enojar –Contesté frunciendo el ceño- Es la felicidad de Bill y eso les debe importar mucho.
-Si, creo que tienes razón –Dijo dando una sonrisa. Vi que Miguel se aproximaba a nosotras e hice una seña para que Marcela ya no hablará del tema, rápidamente cambiamos la conversación a ‘¿Cuándo vamos de compras?
-Debany, cámbiate –Me ordeno- ya nos vamos.
-Pero todavía no son las 11 –Rezongué
-Ya sé –Dijo con obviedad- pero algunos empleados nos dieron la salida temprano.
-Mmm ok –Voltee con Marcela- te veo mañana.
-Si –Se levanta y me abraza- Y no le creas nada a Miguel –Me susurró al oído, yo solamente asentí y me fui de ahí con mi queridísimo padrastro.

Tom
Estábamos Georg, Gustav, David y yo en mi habitación esperando a Bill. Se me hace muy raro que no esté aquí, nunca es impuntual a una entrevista.
- ¿Dónde demonios esta Bill? –Preguntó molesto, trataba de no perder los estribos.
-Tal vez sigue dormido –Hablo Gustav tratando de calmarlo.
-No lo creo, el se quedo con Tom –Todos voltearon a verme.
-Si, pero cuando desperté ya no estaba –Parecía que todos nos queríamos lavar las manos con el paradero de mi hermano.
-Pues más vale que llegue pronto –Dijo entre dientes- La entrevista empieza en 6 minutos –Jamás había visto a David tan enojado.
Escuche el sonido de la puerta, todos volteamos a ver quién era…
-¡Bill! ¿Dónde rayos te habías metido? –Preguntó explotando al fin
Continuara***!
hahaha EL SABADO EXAMEN DE LA PREPA! espero que les guste este capitulo (: se vienen cada vez más emocionantes e.e